Roma y su cambiante posición sobre el aborto

La mayoría de los católicos no están enterados de que la Iglesia y los papas infalibles han cambiado de forma de pensar varias veces sobre este tópico, algo que es inverosímil desde la perspectiva actual.

Desde el siglo V en adelante, se aceptaba el punto de vista de Aristóteles de que el embrión pasa por etapas que van desde vegetal hasta animal hasta espiritual. Sólo en la etapa final era humano.

Por lo tanto, Gregorio VI (1045-1046) dijo: “No es asesino quien ocasiona un aborto antes de que el alma esté en el cuerpo”. Gregorio XIII (1572-1585) dijo que no era homicidio matar un embrión de menos de 40 días puesto que todavía no era humano.

Su sucesor Sixto V, quien escribió la Biblia de nuevo, no estaba de acuerdo. Su bula de 1588 hizo que todos los abortos, por cualquier razón, fuesen homicidio y causa de excomunión.

Su sucesor, Gregorio XIV, invirtió ese decreto. En 1621 el Vaticano promulgó otra directiva pastoral permitiendo el aborto hasta los 40 días.

Ya para el siglo XVIII, el más grande teólogo de la Iglesia, San Alfonso de Ligorio, todavía negaba que el alma era infundida en la concepción y daba lugar a la flexibilidad, especialmente cuando la vida de la madre estaba en peligro.

Finalmente, en 1869, Pío IX declaró que cualquier destrucción de cualquier embrión era un aborto y merecía la excomunión, un punto de vista que todavía está en vigor.

Extraído del libro: Una mujer cabalga la bestia. Dave Hunt.

2 pensamientos en “Roma y su cambiante posición sobre el aborto”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s