Archivo de la etiqueta: Reino Milenial de Cristo

La expresión ‘mil años” en la Biblia

La expresión “mil años”, que ocurre seis veces en los Apocalipsis 20:1-7, dio lugar al término “milenio” (del latín mille, mil y annus, año). El milenio es el período durante el cual Cristo reinará sobre la tierra, un tiempo de paz universal, prosperidad, larga vida y justicia.

Según la interpretación de los primeros padres de la iglesia, p. ej. Justino Mártir e Ireneo, este pasaje se refiere a un período literal de tiempo en el futuro.

Porque un niño nos es nacido, hijo nos es dado, y el principado sobre su hombro; y se llamará su nombre Admirable, Consejero, Dios Fuerte, Padre Eterno, Príncipe de Paz.

Lo dilatado de su imperio y la paz no tendrán límite, sobre el trono de David y sobre su reino, disponiéndolo y confirmándolo en juicio y en justicia desde ahora y para siempre. El celo de Jehová de los ejércitos hará esto.” Is. 9:6-7.



Cuando el Hijo del Hombre venga en su gloria, y todos los santos ángeles con él, entonces se sentará en su trono de gloria, 
y serán reunidas delante de él todas las naciones; y apartará los unos de los otros, como aparta el pastor las ovejas de los cabritos.” Mt. 25:31-32.


Luego el fin, cuando entregue el reino al Dios y Padre, cuando haya suprimido todo dominio, toda autoridad y potencia.Porque preciso es que él reine hasta que haya puesto a todos sus enemigos debajo de sus pies.

Y el postrer enemigo que será destruido es la muerte. Porque todas las cosas las sujetó debajo de sus pies. Y cuando dice que todas las cosas han sido sujetadas a él, claramente se exceptúa aquel que sujetó a él todas las cosas.

Pero luego que todas las cosas le estén sujetas, entonces también el Hijo mismo se sujetará al que le sujetó a él todas las cosas, para que Dios sea todo en todos.” 1 Co. 15:24-28.


Saldrá una vara del tronco de Isaí, y un vástago retoñará de sus raíces.

Y reposará sobre él el Espíritu de Jehová; espíritu de sabiduría y de inteligencia, espíritu de consejo y de poder, espíritu de conocimiento y de temor de Jehová.  Y le hará entender diligente en el temor de Jehová. No juzgará según la vista de sus ojos, ni arg:uirá por lo que oigan sus oídos; sino que juzgará con justicia a los pobres, y arg:uirá con equidad por los mansos de la tierra; y herirá la tierra con la vara de su boca, y con el espíritu de sus labios matará al impío.

Y será la justicia cinto de sus lomos, y la fidelidad ceñidor de su cintura. Morará el lobo con el cordero, y el leopardo con el cabrito se acostará; el becerro y el león y la bestia doméstica andarán juntos, y un niño los pastoreará.

La vaca y la osa pacerán, sus crías se echarán juntas; y el león como el buey comerá paja. Y el niño de pecho jugará sobre la cueva del áspid, y el recién destetado extenderá su mano sobre la caverna de la víbora.

No harán mal ni dañarán en todo mi santo monte; porque la tierra será llena del conocimiento de Jehová, como las aguas cubren el mar.” Is. 11:1-9.

Y serán amontonados como se amontona a los encarcelados en mazmorra, y en prisión quedarán encerrados, y serán castigados después de muchos días. La luna se avergonzará, y el sol se confundirá, cuando Jehová de los ejércitos reine en el monte de Sion y en Jerusalén, y delante de sus ancianos sea glorioso.” Is. 24:22-23. Seguir leyendo La expresión ‘mil años” en la Biblia

En la Biblia, ¿Qué significa los “tiempos de los gentiles”?

Dijo Jesús: “Y caerán a filo de espada, y serán llevados cautivos a todas las naciones; y Jerusalén será hollada por los gentiles, hasta que los tiempos de los gentiles se cumplan.” Lc. 21:24.

Los “tiempos de los gentiles” es el largo período que comenzó con la cautividad babilónica de Judá bajo Nabucodonosor, y culminará con la destrucción del poder mundial gentil por parte de la piedra “cortada, no con mano”:

“Estabas mirando, hasta que una piedra fue cortada, no con mano, e hirió a la imagen en sus pies de hierro y de barro cocido, y los desmenuzó.

Entonces fueron desmenuzados también el hierro, el barro cocido, el bronce, la plata y el oro, y fueron como tamo de las eras del verano, y se los llevó el viento sin que de ellos quedara rastro alguno. Mas la piedra que hirió a la imagen fue hecha un gran monte que llenó toda la tierra.

Y en los días de estos reyes el Dios del cielo levantará un reino que no será jamás destruido, ni será el reino dejado a otro pueblo; desmenuzará y consumirá a todos estos reinos, pero él permanecerá para siempre.” Dn. 2:34-35,44

E.d. la venida del Señor en gloria:

“Entonces vi el cielo abierto; y he aquí un caballo blanco, y el que lo montaba se llamaba Fiel y Verdadero, y con justicia juzga y pelea. 

Y los demás fueron muertos con la espada que salía de la boca del que montaba el caballo, y todas las aves se saciaron de las carnes de ellos.” Ap. 19:11,21.

Hasta ese entonces Jerusalén estará, como dijo Cristo, “hollada por los gentiles” (Lc. 21:24).

Comentario por el Dr. C. I. Scofield

[Estudio Apoc.] La 7ª Trompeta: Apc. 11:15-19

Éstos textos me recuerdan a lo que el Señor dijo en Lc. 21:28 porque la 7ª Trompeta predice el advenimiento del Reino Milenial de Cristo en la tierra.

“Reinará” es un verbo que esta en futuro, porque antes han de cumplirse los acontecimientos de los caps. 12 al 19; ahora es cuando van a completarse los hechos de la 2ª semana 70 que habló Daniel.

Será un Reino considerado como UN solo Imperio.

No existe mejor noticia que esta, cuando llegue el momento glorioso en el que Cristo va a reinar sobre la tierra; sabemos que no todo será trigo limpio ya que existirá en algunos cierta rebeldía oculta, por eso dice que Él los regirá con “vara de hierro” (Sal.2:9, 9:23, 110:5-6; Apc. 2:26-27, 12:5, 19:15).

Pero al fin y al cabo, Su autoridad se impondrá completamente, por fin habrá paz absoluta. Una paz que solo al final del Mileno se verá alterada para dar paso al acto final de la Historia, que desembocará en la paz Completa e Inalterable de la Eternidad.

El hecho de que nuestro Señor tome la gobernación del mundo producirá una doble reacción:

  • Los ciudadanos del Cielo se regocijarán.
  • Las naciones de la tierra se enfurecerán.

El 7mo ángel nos prepara no solo para la consumación de los siglos, sino además para la explicación de todas las cosas, una de las cuales menciona Apc. 10:7. Seguir leyendo [Estudio Apoc.] La 7ª Trompeta: Apc. 11:15-19